La vinícola Tres Raíces es una de las más nuevas en la región de San Miguel de Allende. Ha causado gran revuelo por diferentes razones. Una de ellas es lo monumental de su arquitectura. Desde la entrada el edificio principal impacta por sus dimensiones pero también por lo vanguardista de su diseño.

En Tres Raíces no se han limitado casi en nada, de hecho están por inaugurar el hotel Casa Raíces el cual ofrecerá unas impecables habitaciones rodeadas de viñedos y con una increíble vista.

La Sala de Envejecimiento tiene unas dimensiones también notables. Aunque apenas se está utilizando una pequeña parte de su capacidad, las instalaciones están listas para albergar una gran cantidad de barricas.

Esta Sala de Envejecimiento se encuentra en la zona más profunda del edificio, se puede acceder por una rampa con una inclinación muy leve o también por elevador. Justo en una especie de tapanco totalmente acristalado instalaron un salón comedor y de cata con una impactante vista desde las alturas de toda la Sala de Envejecimiento.

Las barricas que la vinícola utiliza son de la famosa empresa francesa Seguin Moreau. La tonelería Seguin se fundo en 1870 y Moreau en 1838, ambas en la ciudad de Cognac, en Francia. En 1958 la famosa empresa productora de uno de los mejores cognacs del mundo adquiere una importante participación de Moreau, pero ya para 1970 Remy Martin se convierte en el único dueño de la ya fusionada Seguin Moreau.

Para Tres Raíces el contar con este tipo de barricas garantiza el buen envejecimiento de sus vinos así como una gran calidad en el producto final. Seguin Moreau no solo vende barricas sino que también ofrece asesoría para encontrar la mejor mezcla de maderas, ya que Seguin Moreau tiene en su portafolios robles de diversas partes del mundo.

W. tresraices.com

 

«La Sala de Envejecimiento en Tres Raíces ya está preparada para recibir una gran cantidad de barricas para las añadas de los próximos años».

 

GALERIA