Creatividad, riqueza de sabores y la expresión de un oficio que se pone de manifiesto en las depuradas técnicas de elaboración y la exigente selección de ingredientes, son esencia de Petit Four, en San Miguel de Allende. Desde que Petit Four abrió el 15 de abril de 1998, Norma Guerrero y Paco Cárdenas han compartido su pasión y alegría para los pasteles con la población local y visitantes de muchos lugares de México y el extranjero.

Como advierten los transeúntes, muchos de ellos leales comensales de esta fina repostería que conquista paladares, al caminar por la calle de Mesones se puede percibir el aroma de lo que están horneando, ya sea galletas, panes, pasteles, o incluso un pastel de bodas elaborado. Asegúrese de pasar por aquí y probar uno de sus deliciosos pasteles y disfrutarlo con una taza de café o un chocolate caliente.

 

GALERIA

 

“Todo en el Petit Four es hecho a mano con los ingredientes más frescos, pero el amor y la dedicación son los ingredientes más importantes de todos. Todo se hace en pequeñas cantidades varias veces al día para garantizar la frescura y el sabor”, expresan sus creadores.

En Petit Four también sirven a eventos especiales, bodas o simplemente pedidos grandes. Todo es cuestión de ponerse en contacto con ellos con suficiente anticipación, de manera que haya oportunidad de cumplir ese capricho, antojo o motivo de celebración, por muy complicado o fantasioso que pueda parecer, ya que como dicen Norma y Paco: “Si la gente lo puede imaginar, ellos lo pueden hornear”. 

“Hacemos pasteles de boda únicos. Es muy importante hacer una cita para hablar conmigo directamente para mostrarles diferentes tipos de pasteles que El Petit Four ha hecho antes. También es importante hacer una cita para una degustación de los diferentes pasteles de boda disponibles”, expresa Paco Cárdenas.

 

EL PETIT FOUR

D. Mesones No. 99-1 Centro, C.P. 37700, San Miguel de Allende, Guanajuato México

T. 52+ (415) 154 4010

W. elpetitfour.com

 

“Todo en el Petit Four es hecho a mano con los ingredientes más frescos, pero el amor y la dedicación son los ingredientes más importantes de todos”.